Avisar de contenido inadecuado

Robinson seduce a Juliette Binoche en una isla literaria

{
}

129163-91602.jpg

Surcando las aguas de la Odisea ha descubierto Robinson la isla de Eolia. Resplandece entre versos azules. Un tapial de bronce la envuelve para sujetar los vientos. El palacio de Eolo Hipótades está desierto desde hace tiempo, casi en ruinas, pero él encuentra una estancia abierta sobre el mar, una especie da balconada de paredes blancas a la que se llega por una escalera estrecha y llena de arcilla seca. Sueña con Juliette, la de los ojos enormes como dos interrogaciones negras. Juliette Binoche parece frágil, pero su cuerpo ha sido templado lentamente en una fragua antigua. Cuando besa, te absorbe. Cuando se acerca te reduce a la mitad. Entre el azul, el rojo y el blanco Robinson y Juliette se abrazan como se abrazan los fantasmas en los sueños. Sus pechos se deshacen como puñados de agua.

{
}
{
}

Comentarios Robinson seduce a Juliette Binoche en una isla literaria

Muy pero que muy bonita la historia de Robinson y la serñorita Binoche..
Dreams Dreams 26/01/2009 a las 23:56

Deja tu comentario Robinson seduce a Juliette Binoche en una isla literaria

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre